Policial

La Pampa en alerta: aparecieron casos de intoxicación de vacas con Falaris spp. La gramínea puede provocar la muerte de los animales

El Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) Anguil de La Pampa alertó a los productores por casos de intoxicación con Falaris spp. en las vacas de la zona.
Los reportes indican la aparición de la planta en lugares no tradicionales y recomiendan recorrer los campos y el retiro del ganado hacia áreas seguras.
Debido al número de consultas recibidas, el INTA Anguil alertó a los productores por casos de intoxicación con Falaris spp. en rodeos bovinos de la zona, que pueden culminar en la muerte de los animales infectados o dejarlos con secuelas neurológicas graves.
A diferencia de otros años, la aparición de la gramínea se registra en lugares no tradicionales, debido, fundamentalmente, a la ocurrencia de precipitaciones superiores a los promedios históricos en otoño-invierno.
“Es una gramínea muy apetecible para bovinos y ovinos y, en campos con una importante cantidad de plantas, provoca niveles de elevada mortandad”, indicó Ivana Stefanazzi, especialista de la Agencia de Extensión Rural del INTA en Victorica.

¿Que es Falaris spp.?

Falaris spp. son gramíneas de aptitud forrajera que crecen en otoño, invierno y primavera y pueden alcanzar 1.5 metro de altura. No obstante, “su uso se ha limitado, entre otras razones, por la presentación de casos esporádicos de intoxicación en animales, asociado con su contenido de alcaloides”, detalló la técnica.
En La Pampa, se reporta la existencia de una especie natural denominada Phalaris angusta, conocida comúnmente con el nombre de “Alpistillo”.
Suele encontrarse en los pastizales de esta provincia, principalmente en lugares húmedos como las depresiones de las Sierras de Lihuel Calel y Sierra Chica. No obstante, este año se detectó en zonas no tradicionales.
“La presencia de la especie se evidencia en zonas no descriptas, debido, fundamentalmente, a la ocurrencia de precipitaciones superiores a los promedios históricos en otoño-invierno”, informó Stefanazzi.
En este sentido, la técnica recomendó el retiro de los animales hasta finalizar el ciclo vegetativo de las plantas, delimitado por el período de floración y fructificación a fines de primavera y principios de verano.

Intoxicación mortal

De acuerdo con Ariel Miranda, especialista del Servicio de Diagnóstico Veterinario del INTA Anguil, los cuadros de intoxicación pueden presentarse en forma aguda o hiperaguda y provocar la muerte súbita de los animales, tras episodios de taquicardia y bloqueo cardíaco.
Esto afecta a un número reducido de ganado en sus distintas categorías: terneros, novillitos y vaquillonas.

Fuente: La Arena

Arriba