Curiosidades

Los argentinos vuelven a elegir Brasil: veranear en ese país es más barato que el año pasado

La temporada de verano todavía no arrancó pero a las playas de Florianópolis ya empezaron a llegar argentinos. Y serán muchos más: según Valdir Walendowsky, presidente de Santur (Santa Catarina Turismo), esperan recibir 1,5 millón de turistas de nuestro país, un 10% más que el año pasado. El aumento de visitas tiene que ver con que veranear en Brasil será para los argentinos más accesible que el año pasado.

Los precios en hospedaje y comida en Florianópolis se mantienen en reales en relación a la temporada pasada, según una recorrida realizada por Clarín. Y si bien para los argentinos aumentó en pesos, la suba fue mucho menor que la inflación en Argentina. Según datos del Banco Central, comprar un real pasó de costar $ 4,70 el año pasado a 5,25 hoy. Es decir que el incremento fue del 12%. Sin embargo, el Índice de Precios al Consumidor de la Ciudad de Buenos Aires (IPCBA) ubica la inflación interanual en casi el doble: 23,6%. De todos modos, a la hora de hacer las cuentas más finas, hay que saber que si se paga con tarjeta, el real puede quedar cerca de los $ 5,50, y si se busca cambiar pesos por “real billete” en Buenos Aires, la cotización puede estar un poco más arriba: el viernes un banco privado lo vendía a $ 5,80.

Precios de hospedajes y comidas

Un dos ambientes o una habitación en una posada para cuatro personas se consigue desde 300 reales ($ 1.575 según cotización oficial del real) la noche en enero. Los tres ambientes, para hasta seis personas, parten de los 400 reales ($ 2.100) la noche. Según Luis Vargas, dueño de la inmobiliaria Prosperare, “los valores aumentan cuando el alojamiento es frente al mar o en pleno centro y bajan en febrero”. También cuentan con opciones más lujosas, casas grandes con hasta 10 dormitorios, desde 1.000 reales ($ 5.250) la noche. “Para fin de año y enero tenemos el 60% reservado. La primera quincena vienen muchos grupos de amigos, la segunda, más familias”, explica Vargas que dice que el 90% de los que visitan Florianópolis en enero son argentinos.

La opción más económica para el primer mes del año en un hotel ubicado a menos de una cuadra del mar, en Joaquina, cuesta 240 reales para dos ($ 1.260) la noche. Y existe la posibilidad de pagar un adicional de 60 reales por niño ($ 315). Parar en un camping, para los que van en plan gasolero, sale 40 reales ($ 210) la noche por persona.

En comida, hay propuestas para todos los bolsillos. Pizza, pasta y ensalada libre con gaseosa incluida cuesta 20 reales ($ 105) por persona en el restaurante Villa Di Roma, en Canasvieiras. La especialidad del parador de la playa Aldeia dos Piratas, una merluza con salsa de camarones para compartir, está 85 reales ($ 446). Acompañarla con una caipiriña sale $ 12 reales ($ 63). En Joaquina, una hamburguesa con papas fritas está 16 reales ($ 84). Y en Barra da Lagoa ofrecen jugos naturales y cervezas por 8 reales ($ 42). Comprar carne y carbón en el supermercado para hacer un asado para cuatro sale 55 reales ($ 289).

Arriba