Policial

“Es un violador, y estaba suelto. Y la policía la trataba de negra put… a mi hija” afirmó la mamá de la joven abusada sexualmente

Tras conocerse un aberrante caso de abuso sexual, que habría sido cometido el día viernes en un departamento de la ciudad, dialogamos con la madre de la víctima para que nos relatara lo sucedido con su hija, de 18 años, en un departamento en cercanías de Comisaría Primera. El caso judicialmente está siendo investigado por el fiscal general Armando Agüero y la fiscal Ana Laura Ruffini.

Por el momento hay una persona detenida, de sexo masculino y mayor de edad, al que le dictaron una prisión preventiva por el lapso de 60 días.

Betiana, en diálogo con Pampadiario.com nos contó el drama que están atravesando: “es algo muy triste lo que nos está pasando. Se manejó muy mal todo”.

“Esa noche mi hija con una amiga salen de casa, porque habían cenado acá, y se van a bailar. Ella sabía que tenía un horario para volver, 7.30. Dentro del lugar se le acerca un amigo, le convida un trago y les señala a otras personas. Es mas, les dice que luego del boliche van a ir a la casa de uno de los chicos del grupo porque tiene plata, les dijeron que era un after pero mi hija y su amiga les dijeron que ellas no querían ir”.

“Se subieron a la camioneta de uno de los chicos, que se ofreció a llevarlas, pensando en que las iban a llevar a la casa de cada una. Pero en realidad llegaron a la casa de otro chico, donde supuestamente el conductor de la camioneta iba a ir a buscar una mochila. Ya en ese lugar, mi hija pide para ir al baño y le dijeron que si. En ese momento la amiga se queda fumando en la puerta, y mi hija entra al baño. Tras eso, la encierran en el baño y entró la persona que la termina abusando sexualmente. Con la excusa de que se hacía pis se le metió al baño y le empezó a decir cosas, que le gustaba y que quería hacerlo. Cuando mi hija le dijo que no, que se vaya porque la incomodaba, que no le gustaba ni quería que pase nada, este masculino se volvió loco. Ahí empezó a abusarla” afirmó.

Por lo que se pudo conocer, el domicilio donde las terminarían llevando es un complejo de departamentos ubicado en cercanías de la Unidad Educativa 15.

“La amiga de mi hija se da cuenta que el tipo este se me metió al baño empezó a empujar para entrar. Incluso en ese momento llegó la novia de este sujeto que abusaba de mi hija y en vez de ayudarla le empezó a pegar y a insultar. Incluso esta chica llamó a la madre del chico y le dijo que vaya a arreglar la cagada que se mandó el hijo” declaró. A partir de ese momento, por los gritos que se escuchaban, vecinos convocaron a la policía.

“Va pasando el tiempo, se van acordando mas cosas y es peor todo” aseguró la joven madre. Inmediatamente contó el episodio que tuvo que atravesar su hija y la amiga al momento de llegar una mujer policía, donde según lo narrado, lejos de darles contención “las hizo sentir como delincuentes. La policía las trataba de ladronas y putas”.

“Ellas al ver a una mujer policía creyeron que iban a estar a salvo. Pero de una la policía les dijo que si eran putitas se tenían que bancar lo que les pasó. Nunca les dio ningún tipo de asistencia, solo se burló de ellas y hasta la trató como que se habían robado algo, les hizo revisar la cartera por un celular que decía que faltaba” afirmó Betiana, quien además dijo que los efectivos nunca dieron aviso al Servicio de Emergencias Médicas y hasta le tomaron los datos a las jóvenes.

“La mujer policía nunca se metió con el tipo, solo trataba mal a mi hija y a su amiga, como delincuentes. Eso lo vamos a denunciar en Fiscalía, porque si bien aún no sabemos quien fue esta persona que no les dio atención lo vamos a averiguar. Como también queremos saber porque en el hospital no la quería atender el ginecólogo de guardia. Estuvimos varias horas esperando y nada, mientras mi hija se desangraba” expresó la madre.

Destacaron como algo positivo la atención brindada por los efectivos policiales de la Unidad Funcional de Género, a cargo de la Comisario Vanina Fileni. “Ellos fueron humanos, nos contuvieron, se pusieron a mi disposición y nos ayudaron”.

“Pasaron tres días y hasta que no aparecí en los medios no se empezaron a mover desde otros sectores. La psicóloga la conseguí por cuenta mía. Una nena como mi hija, que llega tras haber atravesado esa situación debería estar acompañada por profesionales desde el primer momento. Pero en el hospital, no nos dieron nada. Entramos a las 9 de la mañana y salimos a las 18hs” indicó en la charla con Pampadiario.com

“A medida que pasa el tiempo, y por lo que me dice la gente me hacen entender que la justicia es para ricos. Pero somos gente honesta, laburantes y no lo vamos a dejar. No vamos a permitir que se encajone esta causa, o que pase desapercibido. Es un violador que estaba suelto” afirmó.

“Nos llama mucha gente y nos piden que no nos callemos” indicó.

“Por mas que me intimiden con mensajes, o que la hagan sentir a mi hija como una negra como le han puesto en las redes, no nos van a parar, yo se lo que es mi hija. No me van a callar” aseguró.

“Ella no vive… no duerme. Nadie tiene derecho a hacerle lo que le hizo, es mas, mi hija hasta se ha cuestionado por que en vez de pollera no se puso un pantalón” comentó Betiana.

La mujer, en su domicilio, además plantó una duda sobre el otro masculino que se encontraba en el lugar. También acusó a la madre del presunto abusador de “limpiar la escena con la sangre que había en el lugar”.

“Si hubiese sido diferente el manejo, si se hubiesen dado cuenta que había una mujer desangrándose y veían que había sangre en el lugar… pero es como dicen, cuando hay plata es diferente”. Además agregó que “hay veces que no quiero hablar, pero hay cosas que se caen de maduro. No lo podes entender, como siendo mujer no le prestó la ayuda que necesitaba mi hija. Quiero estar frente a esa mujer policía, que me lo diga en la cara”.

 

 

 

 

Arriba